Este blog es de opinión, no informativo. Las opiniones suelen ser positivas, pero no siempre.

Si quieres, échale un vistazo a las etiquetas a ver si encuentras algo que te interese y contrastamos puntos de vista.

11 octubre 2010

UFO y el genial Michael Schenker.


UFO es una de esas bandas cuya discografía queda definida de forma determinante por la presencia o la ausencia de uno de sus músicos. Voy a dedicar un párrafo entero sólo para su nombre.

Michael Schenker.

Hay un antes y un después de Michael Schenker en la discografía de UFO. Es una etapa tan marcada que nada tiene que ver con el resto. Me atrevería a decir que UFO sin Michael no son UFO. Obviamente me refiero a la primera de las dos etapas que M.S. formó parte del grupo, entre “Phenomenon” (1974) y “Obsession” (1978), años en que la banda era una formación compacta. En la segunda etapa, mucho más reciente, hicieron alguna cosa buena, pero parece más un conjunto de intereses que de músicos.

“Phenomenon” (1974)
“Force it” (1975)
“No heavy petting” (1976)
“Lights out” (1977)
“Obsession” (1978)

Estos son los discos buenos de UFO, los auténticos, los que los consagraron como unos de los grandes. Durante esa etapa superprolífica regalaron al mundo un hard rock exquisito, imaginativo al máximo, con decenas de pequeñas obras con personalidad propia. Cada vez que pienso o escucho uno de esos discos la palabra que más se me viene a la cabeza es “Magia”. Las melodías de la mayoría de esas canciones son pura magia, la peculiar voz de Phill Mogg y su estilo relajado es pura magia, y sobretodo, los solos y el sonido de la guitarra de Michael Schenker son pura magia.

Dicen que es un tipo irascible, intratable, alcohólico y no sé qué más. Dejemos todo esto de lado, esto no es el “Hola”, lo importante es su música, porque lo cierto es que nada de eso se refleja en ella. Cuando suena un solo de Michael Schenker por nuestros altavoces tienes que dejar lo que estés haciendo y prestar atención, sería delito no hacerlo. Sobretodo en aquellos lentos, como el de “High flayer”, una balada del “Force it”, creados y tocados con una sensibilidad infinita que te pone los pelos de punta.


Phill Mogg es un gran cantante, pero Michael Schenker es un genio, y cuando se fue de UFO para crear su propia banda, se llevó su magia con él. Y resultó ser “toda” la magia de UFO. A partir de ahí Phill Mogg y los suyos continuaron sacando discos sin parar, pero no acabaron de fraguar como banda. Probaron mil cosas, sonidos más dulces y ochenteros, o más potentes, se pasearon entre el AOR y el heavy metal duro como buscando alguien a quién gustar, sin lograr definirse, ni ser nunca tocados por esa mano divina que te ayuda a crear una genialidad.

Michael Schenker volvió con UFO y editaron tres discos. “Walk on water” (1995) es lo mejor que hicieron, pero sin llegar ni mucho menos a los niveles de calidad que alcanzaron en aquella genial etapa de los ’70.

UFO son esos cinco discos, cinco maravillas que quedarán ahí para siempre, y que gracias a ellas, hagan lo que hagan, se les podrá seguir considerando como una de las mejores bandas de hard rock de todos los tiempos.

3 comentarios:

Benet García dijo...

UFO fue una de las mejores bandas Hard de los 70. Es cierto que cuando se fue Schenker ya nada volvió a ser igual.
Strangers in the Night es uno de los mejores Live de la historia.

Te paso un post que escribí en mi blog ya hace tiempo sobre este Live.

Por cierto, también te hago un link a mi blog para irte siguiendo y que otros blogueros te conozcan.

(www.unahistoriadelrock.blogspot.com)
http://unahistoriadelrock.blogspot.com/2010/03/grandes-live-del-rock-i-ufo-strangers.html

Saludos

Anónimo dijo...

Perdona, pero no estoy de acuerdo contigo. Soy un fiel seguidor de UFO desde que en 1979 me compré "Obsession" y creo que exageras un poco en tu valoración. Los discos posteriores a la etapa de Michael no son tan buenos como cuando estaba ese monstruo, eso es verdad. Ahora bien, decir que no valen nada es totalmente erróneo. Discos como "The Wild, The Willing... Mechanix o No Place To Run" son estupendos. Auténtico heavy rock y baladas cojonudas. Simplemente es otro UFO muy, pero que muy digno. Un saludo.

J.C.Alonso dijo...

Gracias por tu comentario, y bienvenido. Lo que digo siempre, pa gustos los colores.
No exagero, simplemente es como lo veo, los gustos musicales no se escogen. He escuchado todos esos discos abierto y con predisposición positiva, pero no me han gustado, al menos no se puede decir que no lo haya intentado. Espero verte más por aquí, señor anónimo, a ver si coincidimos en algo.

Benet, ya escuché "Strangers in the Night", nunca lo había escuchado entero, y como puedes imaginar me pareció cojonudo.

Un saludazo a los dos.